¡Cuidémonos de la Anemia, mejor de lejitos!

20/06/2021

Tiempo de lectura: 2 minutos

Un nuevo día, una razón más para sentirnos vivos y agradecidos. En cada etapa de la vida, nuestros hábitos saludables van determinando la calidad de salud que queremos. En ocasiones, pasamos por momentos malos; tenemos accidentes, sentimos el dolor y experimentamos diferentes emociones y sentimientos, sin embargo, existen algunas enfermedades que podemos prevenir como la anemia. 

anemia-1

 

¿Qué es la anemia? Como lo indica MedlinePlus, es una afección que se produce principalmente cuando hay una disminución en la cantidad de glóbulos rojos en la sangre o en los niveles de hemoglobina que no corresponden a los valores normales. ¿Por qué son importantes los glóbulos rojos? Estos, son esenciales para el funcionamiento del organismo ya que se encargan de transportar el oxígeno en la sangre y suministrarlo a los tejidos corporales. 

Te recomendamos leer: ¡Salud empresarial, más cerca de ti!

Pero… ¿Por qué se produce la anemia? Se dice que existen 3 causas principales que, generalmente, pueden dar lugar a esta enfermedad. En primer lugar, sufrir una pérdida de sangre alta, es decir, una hemorragia aumenta la probabilidad. En segundo lugar, cuando la producción de glóbulos rojos en tu organismo es poca o deficiente. Y, por último, si la destrucción de glóbulos rojos es rápida. 

¡No te debes confiar!  

Si bien te informamos sobre 3 de las causas más comunes, debes saber que existen otros factores de riesgo que pueden desencadenar la anemia: 

  • El uso de algunos medicamentos puede alterar la calidad y producción de glóbulos rojos, no te automediques, consulta siempre con tu profesional de salud. 
  • Padecer enfermedades crónicas como el cáncer, la artritis, enfermedad renal o colitis ulcerosa. 
  • Tener deficiencias de vitaminas, minerales y nutrientes para producir suficientes glóbulos rojos como el hierro, la vitamina B12 y el ácido fólico. 
  • Estar en estado de embarazo. 
  • Presentar problemas con la médula ósea, como leucemia, linfoma o meloma. 
  • Ciertos tipos de tumores, especialmente en el pulmón o de ovario. 
  • Enfermedades cardíacas o pulmonares que pueden empeorar los síntomas. 

¿Por qué es importante realizar un diagnóstico a tiempo? La anemia tiene diferentes niveles de gravedad, desde leve hasta ser potencialmente mortal, dependiendo en sí del nivel de hemoglobina y los síntomas que esta genera. Tarde o temprano comenzarás a notar signos de alarma, y debes actuar rápidamente consultando con tu médico. 

¿Cuándo debo hacerme revisar por mi especialista en salud? 

Entre más rápido tomes buenas decisiones correrás menor riesgo de tener un impacto negativo en tu bienestar. Presta atención a los síntomas más comunes de la anemia: 

  • Dificultad para respirar al realizar actividades sencillas como caminar, subir escaleras o hablar. 
  • Latidos rápidos del corazón /taquicardia. 
  • Dolor en el pecho. 
  • Hinchazón en manos y/o pies. 
  • Sensación de cansancio extremo, fatiga, debilidad. 
  • Mareos frecuentes o aturdimiento. 
  • Cambios en la textura de piel, luce con un aspecto más pálido de lo normal. 
  • Fragilidad del cabello y/o uñas. 

¡Cambiemos la historia positivamente! 

Como tu estado de salud nos importa, preparamos para ti 5 sencillos consejos que pueden ayudarte a prevenir o manejar adecuadamente la anemia: 

  1. Aumenta los niveles de hierro en tu organismo, adopta una dieta saludable y rica en este mineral, incluye carne y pescado, huevos, pan, cereal, arroz, espinacas, acelgas, col rizada o silvestre, ciruelas, fresas, sandía, entre otros. 
  2. Agua y más agua, asegúrate de beber diariamente agua, además de limpiar tu organismo elimina todo tipo de toxicidades y beneficia tu salud, consulta con tu especialista cuánto debes ingerir para no excederte o por el contrario, resulte siendo muy poca. 
  3. ¡Conoce tus límites! Planifica tus actividades de forma que puedas hacerlas cuando tengas más energía, es importante no sobrecargarte física ni mentalmente. 
  4. Mantén un balance entre tus responsabilidades y deberes, así como el tiempo de descanso y ocio. Ve a tu ritmo y procura hacer únicamente lo que puedas tolerar y esté a tu alcance. 
  5. Solicita una consulta médica y lleva un registro de los síntomas que presentes, a qué hora son recurrentes los malestares, qué te ayuda a aliviarlos o qué los empeora. 

Cuando de transformar vidas positivamente se trata, siempre seremos tu aliado número 1. No olvides que con tu Plan de Beneficios en Salud protegemos tu bienestar y el de tu familia en cada etapa de la vida. Construye tu futuro, lucha por tus sueños y vela por tu estado de salud en todo momento. 

¡A la Anemia le damos la espalda! 

 

¡Juntos controlamos la anemia falciforme!